Publicado el
Libérate de los cálculos biliares naturalmente

El hígado y la vesícula suelen funcionar con eficacia a la hora de liberarse de los desechos tóxicos, sin embargo, puesto que nuestro estilo de vida no es muy saludable, puede favorecer el depósito de toxinas en diferentes tejidos que, en este caso, se manifiesta en forma de cálculos biliares.

Uno de los remedios caseros más efectivos para la limpieza de cálculos biliares, arenillas y secreciones de bilis que no han sido liberadas es un simple lavado de la vesícula biliar; sí, simple, y aunque tal vez no es la mejor manera de pasar un fin de semana, para muchos de nosotros resultará mejor que recurrir a la cirugía.

Preparación previa

Primero, se procede aflojando las piedras bebiendo un vaso de 250ml de jugo de manzana por la mañana y por la noche durante 4-6 semanas; este es un paso muy importante y omitirlo intentando hacer el lavado de inmediato, pone en riesgo la limpieza o puede hacerla más incómoda.

El mejor tipo de jugo de manzana es hecho en casa con manzanas orgánicas; otra opción es comprar jugo de manzana orgánico en una tienda de alimentos saludables. Debe estar hecho de manzanas enteras, no concentrado, sin azúcar añadido u otros aditivos, y no del tipo que se conserva durante meses.

Personalmente, prefiero comer las manzanas: entre cuatro y seis piezas grandes. Si quieres comer alguna más, no hay problema; pero que no sea menos.

Opcionalmente, puedes reforzar el efecto del jugo de manzana, consumiendo todos los días en ayunas una cucharada de aceite de oliva mezclada con el jugo de una cucharada de jugo de limón.

Trata de comer alimentos saludables durante estas 4-6 semanas. En particular, asegúrate de obtener suficiente fibra para que tu sistema digestivo e intestinos funcionen bien; esto puede significar aumentar tu consumo de frutas y verduras por encima del famoso ‘5 al día’.

También puedes dedicar algunos días a un semiayuno e ingerir solo manzanas; si el resto del tiempo consumes únicamente alimentos súper saludables, el proceso resultará en una limpieza y regeneración total de tu organismo.

Ten presente que puedes experimentar algunos efectos desagradables propios de un organismo que se desintoxica; puedes ayudar a que tu cuerpo libere toxinas aumentando el consumo de agua pura.

El día de la limpieza de los cálculos biliares

Entonces, al cabo de este periodo, tendrás que reservar un día, mejor dos, en el que estés en casa sin compromisos; vas a necesitar estar en o cerca de un baño la mayor parte del día.

El día anterior, harás un corto semiayuno. No comerás ningún alimento sólido y beberás el jugo de manzana o algunas frutas por la mañana como de costumbre y puedes repetir a la hora del almuerzo si lo deseas.

Si no has hecho un ayuno de jugo antes, no te preocupes, no es tan difícil como puede parecer. Cada vez que te sientas tentado a comer otros alimentos, solo recuerda que es solo por un día y que debe hacerse por el bien de tu salud; ten presente que mucha gente hace ayunos de solo jugo de uno a siete días como algo regular; así que puedes hacerlo por un solo día con total seguridad.

Por la noche, antes de acostarte, bebe 250ml de aceite de oliva virgen extra orgánico mezclado con 125ml de jugo de limón recién exprimido; esta mezcla sabe algo así como aderezo para ensaladas. Probablemente necesitarás alrededor de cuatro limones, dependiendo del tamaño y la jugosidad; no uses jugo de limón embotellado.

Por la mañana (al menos 8 horas después) toma un laxante natural de acción rápida; el más recomendado para este protocolo son las de Epsom a razón de media cucharadita en un vaso de agua; luego debes esperar necesitar el baño a menudo durante varias horas porque vas a tener diarrea.

Con la diarrea encontrarás que liberas muchas pequeñas piedras verdes como pequeños guisantes que son los cálculos biliares.

¡Felicitaciones, has eliminado con éxito los cálculos, arenillas y elementos tóxicos de tu vesícula biliar! Al menos buena parte de ellos; notarás que tu estado general mejora y tus digestiones son más livianas.

Puedes repetir el proceso dos o tres veces en el año la primera vez y luego puedes realizar un mantenimiento todos los años para favorecer la limpieza de los tejidos.

Este proceso puede ser útil para adultos sanos, pero no se recomienda para cualquier persona que necesite atención médica; ante cualquier duda o si tienes algún problema de salud, consulta a tu médico antes de usar este remedio casero para eliminar cálculos biliares.

Para hacer un buen mantenimiento, durante el resto del año podemos recurrir a algunas plantas medicinales coleréticas y colagogas como alcachofa, diente de león, rábano negro, cúrcuma o cardo mariano.

Pablo de la Iglesia

Compartir